Diez claves para que tu evento sea perfecto (y II)

 

Continuando con la serie de consejos para un evento perfecto, van los cinco siguientes:

6) Backchannel.
Si hay un detalle que ha cambiado el comportamiento de los asistentes a un evento, es el backchannel. Se trata de algo tan sencillo como colocar una pantalla lateral que muestra en tiempo real los comentarios del evento en Twitter bajo la etiqueta creada. Hay varias herramientas que te ayudan a crear el backchannel y el evento ganará: interacción entre asistentes, ponentes, organizadores y seguidores tuiteros; visibilidad on line y posicionamiento SEO; debates y preguntas en directo; análisis de la satisfacción de manera instantánea…

7) Streaming.
Contar con un servicio de videocasting es fundamental si se desea tener un gran impacto. Hoy en día el coste del streaming es bastante asequible sobre todo si se relaciona con la relevancia y visibilidad que aporta. Además, la posibilidad de colgar el evento en plataformas como YouTube es otro punto a tener en cuenta.

8) Pausas.
Planificar descansos de diez minutos cada dos horas es lo normal. Es el tiempo necesario para un café, un cigarrito, una llamada, o estirar las piernas… Además, si hay varios ponentes se debe dejar un breve margen entre ellos, para que se acomoden, prueben sus presentaciones, etc.

9) Networking.
Si tras el preceptivo turno de ruegos y preguntas se organiza un coffee break, aperitivo, catering o similar (basta con unas cañas y refrescos) se conseguirá conectar a los asistentes y generar un networking activo. Si el ponente se queda, el éxito está asegurado. Es importante que se celebre en el mismo lugar para no perder asistentes.

10) Post evento.
Tan importante como organizar un evento es el análisis de sus resultados a posteriori. Se necesita articular procedimientos para el seguimiento y medición de la satisfacción de asistentes y ponentes. En los puntos anteriores hemos visto varias herramientas (etiqueta de Twitter y backchannel) que nos ayudan a conocer la opinión de los participantes, pero hay tres fundamentales: encuestas, votaciones y debates. Si el evento cuenta con un grupo en LinkedIn es muy interesante abrir un debate sobre las conclusiones del acto: los asistentes suelen participar activamente para alargar el networking y conseguir visibilidad. Las encuestas tienen el inconveniente del escaso índice de respuesta: generalmente encontramos opiniones extremas, ya que solo contestan los insatisfechos y los súper satisfechos. Las votaciones suelen ser más dinámicas: en Iniciador Burgos seleccionamos varias frases del ponente y lanzamos la elección de la mejor. Hay más alternativas tan válidas como las anteriores, pero algo hay que hacer, porque si se puede medir, se puede mejorar.

No he entrado a valorar la convocatoria y su difusión, y seguro que además me he dejado algún punto clave que estaré encantado de añadir. ¿Qué echas en falta cuando asistes a eventos?

Si quieres compartir esta entrada aquí tienes el enlace corto: http://wp.me/p1yi88-4L